Semilla de Fe

La Palabra de Dios mueve montañas

liderazgo

Los ángeles de Dios son seres poderosos y sabios. Ellos están en los cielos como en la tierra.

Dentro de sus funciones se encuentran la de ser mensajeros, ejecutores de la Palabra de Dios y servir a favor de nosotros los herederos de la salvación (nos guarden, libren de accidentes y defiendan).

Dios espera que como hijos espirituales del padre de la fe, Abraham, creamos que Dios es plenamente capaz de realizar cada promesa que hizo. Él espera que digamos sus promesas frente a cada circunstancia negativa, para que se revierta la situación.

La revelación es que no sólo “la fe viene por el oír y el oír la palabra” sino que también: al creerla y hablarla se hace efectiva.

Los mismos ángeles se ponen en acción cuando hablamos la Palabra de Dios.

Pastor J. Gehez Encinas

Promesas de Protección:

El eterno Dios es tu refugio… Él echó de delante de ti al enemigo…

Deuteronomio 33:27

Porque tú, oh Jehová, bendecirás al justo; como con un escudo lo rodearás de tu favor.

Salmos 5:12​

 ​… por la palabra de tus labios yo me he guardado de las sendas de los violentos.

Salmos 17:4

​¡Cuán grande es tu bondad, que has guardado para los que te temen, que has mostrado a los que esperan en ti! … en lo secreto de tu presencia los esconderás… los pondrás en un tabernáculo a cubierto…

Salmos 31:19-20

El ángel de Jehová acampa alrededor de los que le temen, y los defiende.

Salmos 34:7

Dios es nuestro amparo y fortaleza, nuestro pronto auxilio en las tribulaciones.

Salmos 46:1

Porque has puesto a Jehová, que es mi esperanza, al Altísimo por tu habitación, no te sobrevendrá mal, ni plaga tocará tu morada. Pues a sus ángeles mandará acerca de ti, que te guarden en todos tus caminos.

Salmos 91:9-11

Los que amáis a Jehová, aborreces el mal; El guarda las almas de sus santos; de mano de los impíos los libra.

Salmos 97:10

Envió su palabra, y los sanó, y los libró de su ruina.

Sal. 107:20

Más el que me oyere, habitará confiadamente y vivirá tranquilo, sin temor del mal.

Proverbios 1:33

No tendrás temor de pavor repentino, ni de la ruina de los impíos cuando viniere, porque Jehová será tu confianza, y preservará tu pie de quedar preso.

Proverbios 3:25-26 ​

Y mi pueblo habitará en morada de paz, en habitaciones seguras, y en recreos de reposo.

Isaías 32:18

Así que, si el Hijo os libertaré, seréis verdaderamente libres.

Juan 8:36

Porque la ley del Espíritu de vida en Cristo Jesús me ha librado de la ley del pecado y de la muerte.

Romanos 8:2

Pero fiel es el Señor, que os afirmará y guardará del mal.

2 Tesalonicenses 3:3

Déjanos tus comentarios ó pédidos de oración

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s